6 consejos para elegir lámparas infantiles

Cómo elegir las lámparas infantiles para el dormitorio de tus hijos

 

Cuando tenemos hijos, nuestras prioridades cambian. Su dormitorio se convertirá en su refugio y es importante elegir las lámparas infantiles adecuadas para conseguir un espacio seguro y bien iluminado.

 

No solo es importante pensar en el aspecto estético, que también, sino que debemos ir más allá y centrarnos en el confort y la seguridad. Te damos algunos consejos para lograrlo sin complicaciones.

 

Consejos para elegir las lámparas infantiles correctas

Los niños pasan la mayor parte del tiempo en la habitación. Es necesario, por tanto, conocer algunos trucos para proporcionarles un espacio agradable.

 

Luz central o lámpara de techo infantil

La base para una buena iluminación es la luz central. Por tanto, es importante elegir una buena lámpara de techo infantil que ilumine la habitación al completo.

 

Para los techos bajos, lo ideal es optar por una lámpara de superficie. En caso de que la habitación cuente con un gran espacio, podemos elegir una lámpara colgante que sea el epicentro del espacio. En nuestra tienda online puedes encontrar una excelente selección de ofertas, lámparas infantiles a precio barato.

 

Lámparas de noche para niños: qué tener en cuenta

Cuando llega la noche, nuestros hijos, igual que los adultos, necesitan ese pequeño momento de relajación y descanso. Es importante que cuenten con lámparas de noche para niños acordes a sus necesidades.

 

Para que olvidarse de apagar la luz no sea un problema, podemos elegir lámparas especiales con programadores de luz. De este modo, se apagará por sí misma sin complicaciones y sin aumentar la factura a final de mes.

 

La lámpara de escritorio, también importante

Otro aspecto importante es la lámpara del escritorio infantil. Este espacio es uno de los principales, ya que será donde el niño estudie, lea y haga los deberes cuando es pequeño y conforme vaya creciendo.

 

Una de las mejores opciones es elegir una lámpara con brazo flexible para poder adaptarla a las necesidades de nuestros hijos y con capacidad para iluminar un área determinada desde unos 30 cm de altura aproximadamente.

 

Evita sustos gracias a la iluminación

Todas las que hemos mencionado son lámparas en las que debemos pensar sí o sí. Sin embargo, yendo más allá, hay niños que suelen despertarse en mitad de la noche, suponiendo un peligro caminar a oscuras por la habitación.

 

La solución a este problema la encontramos eligiendo unas lámparas con sensor de presencia acordes a nuestras necesidades. Aunque se mantienen apagadas todo el tiempo, se encenderán en cuanto noten la presencia de quien pase por delante de ellas, ayudando a evitar sustos y accidentes.

 

Ten en cuenta los colores

Por último, debemos tener en cuenta los colores de la habitación de nuestros hijos para potenciarlos gracias a las lámparas elegidas.

 

En el caso de que sean cálidos, mejor optar por bombillas clásicas. Para los fríos, las soluciones LED en tonos fríos les darán un aire limpio y fresco. Si queremos ahorrar, no cabe duda de que las mejores son las bombillas LED, las más económicas y fáciles de adaptar y elegir en diferentes tonos.

 

 

Como ves, elegir las lámparas infantiles no es un proceso complicado si tenemos en cuenta algunos aspectos imprescindibles para crear un ambiente agradable, relajante y seguro.